El auge de los objetivos.

En el anterior meta de Warhammer Underworlds quien definía el meta era los objetivos que se puntúan inmediatamente por todas las ventajas que daba a la baraja y favorecía mucho a las bandas agresivas.

Antes de nada vamos a definir un mazo agresivo ya que definir a un mazo como agresivo no es el que se centra más en matar sino el que puntúa muy rápido y sin dejar opciones al contrario. Claramente dentro de esta estrategia hay muchas cartas en el que el combate es protagonista pero hay también otras que no depende de causar bajas y se centra en otros aspectos.

Limitando la agresividad.

El cambio más significativo al meta es la limitación de los objetivo de auge a 6 cartas, un 50% del mazo. Esta limitación viene dado a las barajas con prácticamente todo el mazo de cartas de objetivos excepto un par de cartas que interactúa con ellas.

Esto provocaba que en la mayoría de los casos en la segunda ronda se haya robado toda la baraja de objetivos y puntuados, por lo que la diferencia de gloria podría ser abrumadora.

con esta limitación los mazos agresivos se ven «frenados» pero no anulados por lo que se pueden ver mazos interesantes y no caer en la bola de nieve que provocan los mazos agresivos contra otras estrategias.

«Enchufando» los mazos de control de objetivos.

La principal novedad que me ha llamado la atención son los objetivos auge en lo que se involucran las losetas de objetivos.

Anteriormente las bandas que jugaba con esta estrategia sencillamente tenía que aguantar hasta la fase de acción y puntuar de manera masiva para poder mantener el ritmo de los agresivos y jugar muy a la defensiva. Por lo general estas bandas son de poca resistencia ya que son muy numerosas por lo que prácticamente ponías unas dianas en los guerreros que se quedaban activación tras activación en los objetivos o en sus inmediaciones a la espera de que los guerreros enemigos caigan sobre ellos.

Ahora existe cartas de objetivos auge que juega con la condición de ocupar X losetas de objetivos que, aunque dan algo menos de gloria que Supremacía o similar, son lo suficiente jugosas para ser un añadido muy bienvenido en estos mazos.

Conclusión.

Con un freno a las barajas agresivas y un empujón para las bandas de control, el meta seguirá estando controlado por las cartas de objetivo auge.

La ventaja de tener gloria en la Fase de acción y de robar en el mazo de objetivos de manera gratuita provoca que estas cartas sean las más importantes del juego por lo que la limitación es muy acertado y la inclusión de nuevas cartas que implican ocupar objetivos da a los mazos de control un «empujón» a su estrategia ya que pueden equipar a sus guerreros que ayudará a su supervivencia y a seguir puntuando.

Hoy por hoy el meta sigue estando controlado por los agresivos, pero las bandas de control están empezando a emerger y asoma uno de los metas más variados del juego.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *